Instalar una franquicia, un buen ejemplo de negocio al servicio del ciudadano

Instalar una franquicia, un buen ejemplo de negocio al servicio del ciudadano

Tras los años de dura crisis que hemos vivido en los últimos tiempos, parece que la economía de nuestro país comienza nuevamente a levantar cabeza, por lo que cada vez somos más los que nos animamos nuevamente a invertir y es que si no mejoramos los servicios que ofrecemos a la ciudadanía, podemos entrar en un bucle de descenso del consumo que nos pueda volver a llevar a años atrás.

En este sentido, tal y como os comentamos, cada vez somos más los que tratamos de una u otra forma de reactivar la economía del país y lo hacemos, en la medida de lo posible, creando empleo y potenciando que las personas que se encuentran en la actualidad sin trabajo, que puedan volver a tenerlo y, con ello, generar más riqueza. Así, cada vez son más los autónomos que están optando por contratar a alguna persona o los empleadores que plantean un aumento de plantilla en el caso de que haya algún candidato que les interese, pero lo cierto es que más allá de estas opciones, la realidad es que tenemos otras que también nos permiten labrarnos un futuro y que pasan por el autoempleo.

Hablar de autoempleo es habitualmente hablar de autónomos que emprenden su propio negocio desde cero, sin embargo, lo cierto es que también podemos empezar desde cero, pero con la ayuda de un negocio ya consolidado. Para ello, tan solo necesitamos ponernos en contacto con una compañía que ofrezca instalaciones franquiciadas, dado que de este modo emprenderemos nuestra propia aventura, pero con la garantía y el apoyo de una firma ya reconocida en el lugar que nos permita llevar a cabo un crecimiento más interesante. Así, si vosotros, al igual que nosotros, estáis pensando en abrir un establecimiento bajo el modelo de franquicia, nosotros os recomendamos que os pongáis en contacto con Cool Bakery, ya que este modelo de franquicias de bajo coste es el ideal para llevar a cabo una nueva aventura empresarial con la mayor de las garantías y es que esto nos permite desarrollar nuestras habilidades como empresario bajo los colores de una compañía consolidada que nos apoyará y nos ayudará a crecer.

En la actualidad, poder emprender un negocio bajo un modelo de franquicia nos sirve para que, entre otras, podamos disfrutar de las siguientes ventajas:

  • Reducción de riesgos e incertidumbres al ser propietario de un negocio acreditado, con resultados probados.
  • Obtención y acceso a experiencia, tecnología y know-how.
  • Formación y capacitación inicial y asistencia y soporte continuados.
  • Métodos operativos, administrativos y comerciales respecto de bienes y servicios.
  • Zona de exclusividad.
  • Acceso a herramientas y programas de marketing y publicidad.
  • Sistemas administrativos de control y evaluación.
  • Acceso a investigación y desarrollo de nuevas metodologías y tecnologías incorporadas al negocio.
  • Acceso a economías de escala.
  • Incremento en su prestigio personal al involucrarse en una red de negocios posicionada.
  • Diversificación de inversiones o recursos y/o acceso a esquemas de autoempleo.
  • Acceso a una inversión rentable y de bajo riesgo.

Sin embargo, tal y como sucede con todo en esta vida, también debemos de ser conscientes de que emprender un negocio de este tipo tiene sus desventajas, las cuales, aunque no son muchas, pasan por:

  • Pago de derechos de entrada y royalties.
  • No eres el propietario de la marca.
  • Las principales decisiones las toma el franquiciante, limitando su posibilidad de innovar y actuar de forma independiente.
  • Normas y directrices estratégicas impuestas y apegadas a los manuales.
  • Supervisión y vigilancia por parte del franquiciante.
  • Su éxito se encuentra vinculado al éxito o actuación del franquiciante y de otros franquiciados.
  • Limitación de recursos económicos para el caso de contingencias o requerimientos adicionales de capital de trabajo.
  • Selección de un puesto o sector no adecuado o afín a sus aspiraciones personales.

Franquicias más conocidas

Tan solo nos basta con salir de nuestra ciudad y ver un poco de mundo para encontrarnos con cientos de empresas que se repiten en cada país y aunque lo cierto es que en muchos de los casos son las propias matrices las que abren los establecimientos, lo cierto es que existen otros supuestos en los que el modelo de negocio a seguir es el de franquicia. En este sentido, algunas de las empresas más conocidas internacionalmente siguen esta vía de negocio y, entre otras, nos podemos encontrar con: McDonald’s, Burger King, KFC, Telepizza, La Mafia se sienta a la mesa, Carrefour, RE/Max, Vips, Eroski, Martonela, La Piemontesa, Falafelería, Dándara, Ramen Kagura, Sibuya Urban Sushi Bar, Tea For You, Anubis Coctelería & Coffee, La Mariterranea o Lavalux.

Deja una respuesta